EL CLIMA


lunes, 21 de marzo de 2016

QUE CURIOSO






El abanico arrastra una larga tradición en la cultura china. Es un testigo viviente del paso de las dinastías, acompañando con cambios estéticos y funcionales la aparición de casi cada una de ellas.

En su origen, se utilizaba simplemente para bloquear la vista, el sol o el viento; especialmente para mantenerse fresco. Pero gradualmente, a partir delperiodo de los Tres Reinos (220-280), artistas plásticos y poetas comenzaron a plasmar sus obras en los abanicos. Así, alrededor de estos aventadores, se desarrolló toda una cultura.




El libro ‘Historia de la Dinastía Jing: biografía de Xi Zhi Wang’ relata una historia en la que Xi fue a la ciudad de Shaoxin y vio a una anciana cargando más de diez abanicos hexagonales de bambú que pretendía vender. Sintiendo pena por ella, Xi le preguntó: “¿Cuánto cuestan tus abanicos?”. “Veinte wens”, respondió la anciana. Xi sacó su pincel y escribió cinco ideogramas en cada abanico, y le dijo: “Con decirle a la gente que Youjun Wang escribió estos ideogramas, podrá vender cada abanico por cien wens”.


Aunque dudaba del gesto de Xi, la anciana llevó todos los abanicos al mercado. Para su sorpresa, los abanicos llamaron la atención de muchos compradores, y pudo vender todos en muy poco tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario