EL CLIMA


jueves, 6 de julio de 2017

JUEVES PARA SABER

https://es.wikipedia.org

Hacia la década de los veinte la presencia de grupos de música tradicional de distintos puntos de México incluido el mariachi. Para entonces la dotación instrumental es, en esencia, de violines, guitarras, y dos instrumentos particulares: la vihuela, más aguda que la guitarra, y el otro más grave, el guitarrón, además del arpa y algún instrumento percusivo como un tambor. Dos son los grupos que incrementan su popularidad en el gusto de la capital mexicana: el mariachi del coculense Concepción "Concho" Andrade y el de su compadre Cirilo Marmolejo. Ambas agrupaciones participan tanto de presentaciones en eventos privados para políticos, como de presentaciones más populares. Hacia 1925 el empresario Juan Indalecio Hernández Ibarra abrió el Salón Tenampa, ubicado en la Plaza Garibaldi del Centro Histórico de la capital, invitando al mariachi de Concho Andrade a presentarse con regularidad en su restaurante respetando su estilo original, dado que el concepto del naciente lugar era de gastronomía de Jalisco.



Se ha reflexionado acerca de la idea que origina el sentimiento misantrópico: ¿Se trata de odio hacia «la Humanidad» como ente abstracto o hacia los hombres concretos de carne y hueso? El término humanidad excede enormemente a «los hombres»: abarca la idea de algo que se extiende en el tiempo, de un legado y de un proyecto. Entonces, en el ámbito político, la misantropía no se expresa en odio genérico hacia la humanidad, sino en desprecio hacia lo que hace el ser humano cuando detenta el poder o cuando carece de él.

Desde Platón hasta Séneca tenían esta visión del ente humano, condición de la cual sólo era posible sustraerse por medio de la Filosofía.

Tito Livio sostenía:

La plebe o sirve con humanidad o domina con soberbia.

Ya en la Modernidad, según la tradición escéptica, al mundo se le considera «hospital de locos», poblado de existencias insensatas e incurables.

https://es.wikipedia.org

La vihuela alcanzó su máximo esplendor en la Península Ibérica durante el siglo XVI, en un ambiente cortesano, y bajo el amparo de las capillas musicales de reyes y nobles. Su ámbito no quedó reducido a la península, teniendo en cuenta los continuos viajes de los reyes Carlos I de España y V de Alemania y Felipe II de España (y, consecuentemente, sus capillas musicales) por toda Europa; el instrumento también cruzó el océano y llegó al Nuevo Mundo, como lo demuestran los libros de cargo y las Ordenanzas de Violeros de la Ciudad de México en 1568. Los inventarios de instrumentos musicales en las cortes españolas (Reyes Católicos, María de Hungría, Palacio Real) demuestran una clara presencia del laúd, que en España era conocido como vihuela de Flandes

https://es.wikipedia.org

La mula ha sido muy utilizada en tareas que requieren de fuerza o resistencia, como medio de transporte, y en la agricultura, para arar los campos y en otras tareas, como sacar agua de los pozos mediante una noria. Actualmente, en los países desarrollados ha sido sustituida por maquinaria agrícola, por lo que resulta díficil de encontrar en las labores que tradicionalmente se le asignaban.

Sus pezuñas son más duras que las de los caballos y demuestran una resistencia natural a muchas enfermedades y a los insectos.4 Muchos granjeros norteamericanos de zonas de suelo arcilloso han encontrado que las mulas son superiores como animales del arado, especialmente en el estado estadounidense de Misuri,[cita requerida] en donde se originó la expresión «stubborn as a Missouri mule», equivalente al español «terco como una mula (de Misuri)».


Las mulas son generalmente menos tolerantes hacia los perros que los caballos y son capaces de defender a su jinete contra ellos

https://es.wikipedia.org

La aparición del vértigo periférico es brusca (ante cambios posturales, especialmente en el decúbito), de corta duración, con sensación de giro del entorno, hipoacusia, acúfenos, manifestaciones vegetativas exacerbadas y una rápida recuperación.

La exploración neurológica y oral básica, pruebas posicionales. También se realizan pruebas especiales, como las siguientes:

Audiometría: Para valorar la capacidad auditiva del paciente. En la mayor parte de los casos de vértigo periférico existe caída en agudos, excepto en el síndrome de Ménière, en el cual se observa una caída en la frecuencia de graves.
Craneocorpografía: Para valorar la inestabilidad en posición estática del paciente y ante desplazamientos.
Electronistagmografía: Para valorar la existencia de nistagmus.
Posturografía: Para valorar la inestabilidad simulando movimiento del entorno.

En la mayor parte de los casos se utilizan medicamentos antihistamínicos, anticolinérgicos y antieméticos. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario