EL CLIMA


viernes, 18 de marzo de 2016

LA NUEVA CARAVANA






Amado lector, pueden algunas circunstancias querer tirarnos para atras, pero ni un poquito que les vamos a ceder, sino que seremos fortalezas vivas, desde las cuales hemos de resistir, pero no solo esto por resistir nomas, sino que le estaremos poniendo los pies en el territorio por asi decirlo, y estaremos pensando en lo que viene, como quien piensa en un partido ganado, como quien piensa en el regocijo, que le brindara su logro conseguido.


besooos LC. 

COSITAS DEL EDITOR 





CLICK PARA MAS INFORMACION 






ESTA RECETA QUIZAS DE TAREA PERO ES INTERESANTE, LA CANTIDAD SE CALCULA PARA DIEZ PERSONAS 

SE LLAMA TIMBAL SARTU DE ARROZ A LA NAPOLITANA

NECESITAMOS 

400 gramos de arroz mondado, sin lavar
un picado compuesto de 50 g de grasa de jamón y una cebollita
25 g de mantequilla
1 kg de pulpa de tomate, el caldo blanco necesario
dos huevos enteros
100 g de queso rallado

Guarnición:

200 g de carne magra picada
200 g de miga de pan mojada en leche y escurrido
la manteca de cerdo necesaria
harina para las bolitas
nuez moscada
100 g de despojos de pollo limpios y cortados a rodajas
100 g de salchichas cortadas a pedacitos
20 g de setas secas puestas en remojo, lavadas, bien escurridas y cortadas a pedacitos
150 g de queso "mozzarella" muy fresco, a rodajas

Para la corteza:

miga de pan rallada y huevos batidos ligeramente salados (la cantidad necesaria)
50 g de mantequilla fundida

100 g de queso rallado (para servir aparte)

Y LA HAREMOS ASI 

Poner en una sartén el picado de grasa de jamón y cebollita, y la mantequilla; apenas se dore, añadir el tomate picado, condimentar con sal y pimienta, y continuar la cocción hasta obtener una salsa densa. 

Verter en una cazuela dos tercios de la salsa y dejar aparte la restante, hacer arrancar el hervor a fuego vivo y añadir el arroz; mezclar durante unos instantes e incorporar 3/4 de litro de caldo; continuar guisando, agregándole más caldo a medida que sea necesario. Retirar el arroz del fuego a sus 3/4 de cocción (debe resultar ligeramente mantecoso), añadir los dos huevos diluidos y batidos con un par de cucharadas del agua del arroz, condimentar con 100 g de queso rallado, sazonar con sal, verter la mezcla en un plato muy grande o encima de una mesa de mármol bien limpia, extendiéndola con el cucharón para que no quede amazacotado, y dejarlo enfriar.

 Reunir en un recipiente el picado de magro de buey, la miga de pan mojada en leche, una cucharada de manteca de cerdo, condimentar con poca sal, pimienta y nuez moscada, amasar, formar unas bolitas del tamaño de avellanas, enharinarlas ligeramente y freirías en la manteca. 

Sofreír una cucharada de manteca en una cazuela pequeña, poner las setas, darles vueltas durante unos minutos, añadirles las salchichas y los despojos; condimentar con poca sal y retirar del fuego al cabo de 5 minutos. Poner en una cazuela la salsa de tomate que se había dejado aparte, hacerle arrancar el hervor, a fuego moderado, mezclarle los despojos, las setas, las salchichas y las bolitas de carne; cocerlo todo junto durante unos instantes, verter en un recipiente y dejar enfriar. 

Con la antelación necesaria para servir, untar de manteca un molde de unos 2 litros de capacidad, espolvorearlo abundantemente con miga de pan rallada, mojarlo con huevo batido de manera que la miga quede bien embebida de él; repetir la operación una segunda y una tercera vez de manera que se forme una corteza bastante espesa para contener el timbal. 

Llenar bien el molde con el arroz, dejando el centro vacío, verter en este espacio la salsa con la guarnición y con la "mozzarella" a rodajas, cubrir con más arroz en forma de cubierta; igualar la superficie, taparla abundantemente con miga de pan rallada y salpicarla con la mantequilla fundida. Introducir el molde en el horno a calor moderado y retirarlo cuando la superficie esté bien dorada y con la envoltura del timbal y el mismo arroz bien calientes; dejar descansar algunos minutos para consolidar el recubrimiento, y después dar la vuelta al molde encima de una fuente redonda. Servir pasando aparte el queso rallado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario