EL CLIMA


lunes, 9 de noviembre de 2015

ESTO ES PREOCUPANTE



http://revista.consumer.es/

El hambre es el principal riesgo relacionado con la salud, al que se enfrenta gran parte de la población mundial. Cada año, mata a más personas que el SIDA, la malaria y la tuberculosis juntas, según datos recientes del Programa Mundial de Alimentos (WFP en sus siglas en inglés).




La Organización de las Naciones Unidas (ONU) recuerda que el hambre y una nutrición inapropiada contribuyen a la muerte prematura de las madres, lactantes y niños pequeños, y al desarrollo físico y cerebral deficiente de los jóvenes. Para Manos Unidas, el hambre mata, mutila, obstaculiza el desarrollo, rebaja los salarios, reduce la asistencia escolar y socava el crecimiento económico.

Pese a todo, impacta saber que el mundo sí es capaz de producir lo suficiente para alimentar a toda la población mundial de 7 mil millones de personas. Y, también, que al mismo tiempo que hay gente sin nada que llevarse a la boca, se producen otras formas de malnutrición que son completamente opuestas al hambre: la alimentación excesiva. Año a año, aumentan las tasas mundiales de sobrepeso y obesidad y, como consecuencia, también la prevalencia de enfermedades crónicas relacionadas, como la diabetes o las dolencias cardiovasculares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario