EL CLIMA


jueves, 4 de febrero de 2016

Le dicen freson


https://commons.wikimedia.org/wiki/File:Chandler_strawberries.jpg


Fragaria × ananassa, llamada comúnmente fresón o frutilla y sus cultivares emparentados es la variedad más común de Fragaria cultivada mundialmente. Como todas las fresas, es de la familia Rosaceae; su fruta es técnicamente conocida como infrutescencia, ya que la parte carnosa no se deriva del ovario de la planta (aquenio), sino del hipantio que sostiene los ovarios.

Es originaria de Europa a principios del s. XVIII, y representa el cruce experimental de Fragaria virginiana del este de Norteamérica, notable por su fino sabor, y Fragaria chiloensis de la costa pacífica del continente americano (desde Norteamérica hasta la Patagonia) y conocida por su gran tamaño.




Los cultivos de esta especie han reemplazado en la producción comercial a la fresa salvaje (Fragaria vesca), que era la primera especie de fresa cultivada en el s. XVII.

Las variedades de frutilla varían fuertemente en tamaño, color, sabor, forma, grado de fertilidad, estación de maduración, sensibilidad a enfermedades, constitución de la planta. Algunas varían en follaje, en el desarrollo relativo de sus órganos sexuales. En muchos casos, las flores parecen hermafroditas en estructura, pero funcionan tanto como macho o hembra.

Las frutillas con frecuencia se agrupan de acuerdo a su hábito de floración. Tradicionalmente, se dividen entre "las de junio" que son las que producen la fruta temprano en el verano, y "de todas las estaciones", que dan varias cosechas de fruta a través de la estación. Más recientemente, la investigación ha mostrado que las frutillas tienen tres hábitos básicos de florecer: de día corto, de día largo, y de día neutral. 

Además de consumirse frescas, secas o en postres preparados, las fresas se pueden congelar o elaborar como conserva. Tanto el fruto como su aroma es un aditivo popular en productos lácteos. Su sabor y fragancia son características populares entre los consumidores, por lo que se utilizan en una amplia variedad de productos manufacturados, como comidas, bebidas, perfumes o cosméticos

Cada 100 g de fresas constituye aproximadamente 30 kcal (140 kJ) y es una excelente fuente de vitamina C y de flavonoides.

No hay comentarios:

Publicar un comentario